¡Hubo una vez una pandemia que nos obligó a ser...

¡Hubo una vez una pandemia que nos obligó a ser creativos!

¡Hubo una vez una pandemia que nos obligó a ser creativos!

espacamento

Otro año que termina en teletrabajo, siempre con el ruido de las ambulancias de fondo.

Todavía no nos hemos librado de la maldita pandemia, aunque, a decir verdad, el contexto pandémico es incomparablemente menos grave que el del año pasado.

Todos hemos aprendido a vivir con el terror a ser infectados (qué remedio) y nos las arreglamos para organizar nuestra vida cotidiana con la mayor normalidad posible.

En Jervis hemos optado por el teletrabajo a tiempo parcial: 3 días en la oficina y 2 días en casa.

Ganamos autonomía y distancia social sin perder el espíritu de grupo.

Este modelo ha demostrado ser eficaz y parece gustar a todos.

Seguiremos así el año que viene.

 

¿Fue un año de trabajo normal?

Era casi normal.

Una vez más no organizamos la Feria de Viajes, tuvimos que cancelar los Fam Trips y los Press Trips y no pudimos participar en los BTL y los Especialistas, que forman parte de nuestra rutina anual.

Pero nos centramos mucho en lo digital, tratamos de utilizar el espacio televisivo, reforzamos la colaboración con influencers e invertimos en formatos de comunicación innovadores, utilizando regularmente herramientas como whatsapp o webinars, que entraron definitivamente en nuestro día a día.

Para los que trabajan en la comunicación, los tiempos que vivimos nos obligan a ser mucho más creativos y a encontrar nuevos caminos que quizás estarían aún lejos si no hubiera pandemia.

 

¿Los resultados fueron positivos?

Sí, y estamos contentos con nuestra actuación.

El camino que hemos seguido ha contribuido a reforzar nuestros vínculos con los clientes y ha abierto nuevas oportunidades de negocio que han resultado gratificantes.

Somos conscientes de que seguiremos viviendo en un clima de adversidad, pero entramos en 2022 con un moderado optimismo y una firme esperanza en el futuro.

Gracias a todos los que han depositado su confianza en nosotros durante estos tiempos atípicos.

Seguiremos haciendo todo lo posible para merecer su confianza.

 

Buen año y hasta pronto

 

Rosario Louro